10 de junio de 2017

VOLVEREMOS A SUFRIR.....VOLVEREMOS A VENCER




Acabó la temporada, y nos dejó como recuerdo un poso de tristeza y un regusto amargo de melancolía.

Y con el olor del verano, con las tardes cada vez más largas hemos sacado del baúl de los recuerdos un “aquest any, si” que creíamos ya inservible.

Hemos analizado los fracasos de todas las secciones y nos ha invadido  durante unos dias el pesimismo.

Y unos dias después  hemos vuelto a leer la prensa deportiva esperando fichajes, analizando bajas, y nos hemos disfrazado de Valverde explicando a los amigos la receta de un Barça de nuevo triomfant.

Ahora toca  sacar fuerzas para creer de nuevo, para pensar que se puede, porque en nuestras filas sigue estando el mejor del mundo, y si somos capaces(si esta directiva  o la que sea) de rodearlo de buenos jugadores, parafraseando a Companys, volveremos a sufrir, volveremos a luchar y volveremos a vencer.

Ha sido un año extraño. Demasiados errores en la misma dirección, demasiadas casualidades que nos dejaban fuera de los títulos, pero quedarnos en el victimismo nos impediría ver los errores propios.

Empezando por  la configuración de una plantilla descompensada, sin lateral derecho, escasa de banquillo, y sin recursos tácticos.

Encorsetados en un sistema, que fue una revolución pero que necesita adaptarse a los tiempos que corren.

Y asediados por problemas extra deportivos que siguen y siguen, como sus impulsores, que son como aquellos muñecos de Duracel, cuyas pilas duran y duran…….

Es tiempo de  inhalar un poco de optimismo, es tiempo de creer que vienen buenos momentos, y de dejar las excusas envueltas en un papel de celofán y  perdidas en un cajón de un mueble viejo.
 
Y como Alicia Florick en el ultimo capítulo de  The Good Wife, tras haberlo perdido casi todo y ante la pregunta Y ahora que todo  ha terminado, que piensas hacer? Contestaremos como ella : Volver a empezar.

Y en eso estamos


29 de mayo de 2017

ADEU, LUCHO


     Acabó la temporada. Una victoria en la Copa del Rey endulzó ligeramente el mal sabor de boca de caer eliminados en Champions jugando mal, casi de pena, y de que el Real Madrid, con sus armas conocidas, se llevara  la liga, y a expensas de la Champions este sábado. Una victoria bianconera aun puede suavizar el amargor de la temporada, aunque un nuevo robo o como se llame, nos terminaria de entristecer.

     Y con la temporada se marcha Lucho. Y en los balances no cabe quedarnos solo con el último año, o el ultimo trimestre.

     Analizar los tres años lleva un sabor agridulce, un ir de mejor a peor que ha acabado con SOLO un título este año pero que en conjunto nos da 9 de 13, nos da 2 ligas, una champions y 3 copas del Rey al margen de  supercopas y el mundialito, un balance muy bueno que hubieramos firmado la mayoria, ,y que volveriamos a firmar ahora que parece que viene la epoca Valverde.

     Ahora se antoja imprescindible un serio trabajo de despacho. El Real Madrid se ha llevado, no queremos saber como, los favores arbitrales, los del comité(que se reúne a voluntad de Florentino hasta de madrugada) y hasta los de Europa.

     Es imprescindible buscar aliados para implantar el VAR. Cualquier retraso solo servirá para que todo siga igual, para que todo siga "atado y bien atado". Y cueste lo que cueste, será barato.

     Hay que rehacer una plantilla en la que muchos jugadores ya no tienen sitio(algunos no lo tuvieron nunca), hay que exigirle a la directiva que fiche bien, que se anticipe a los rivales, que la forma de pago o una cantidad ridicula no sean el obstáculo para incorporar a un Asensio, no sean el obstáculo para reforzar una plantilla que no puede basarse solo en la MSN y cuatro pinceladas de Iniesta.

     El baloncesto ha hecho el mayor ridículo desde que el Barça juega en la ACB, y también aquí es imprscindible un golpe de timón porque para un barco a la deriva, ningun viento es bueno, y tristemente la sección es una patera vacía vagando en un mar inmenso.

     En breves días hemos sabido de la condena firme a Messi por ocultar ingresos a Hacienda en la misma semana en la que aparecía, por fin, la documentación de wikileaks que afectaba a Cristiano.

     Hoy mismo nos enteramos que, al parecer, la Fiscalía no observa en el portugués(cosa esperada) delito alguno. Que no es el mismo caso, que no es lo mismo ser un capo de organización criminal con 18 años y estafar 4 millones que hacerlo sin darte cuenta y estafar el doble(aqui presuntamente)

     Que es imprescindible, decía, reforzar el trabajo de ls directiva, ese que no se ve pero se nota.

     Para que, al menos, nos de la sensación de que todos somos iguales ante la ley. Ante cualquier ley.

     Feliz verano





   

8 de mayo de 2017

EL FICHAJE Y EL FISCAL



     Pues alla que se iba el representante del Barça a fichar a ese chaval brasileño con apellido de jugador de basket lituano, y dispuestos a ofrecer una cantidad de dinero para que el jugador se quedara alli y poder ficharlo dentro de dos años.

     Pero tal vez alguien le dijera que tal y como estaban las cosas, desafiar a FIFA fichando a un chaval menor de edad podía ser una mala idea, y que probablemente habría que hacerlo de otra manera, tal vez en secreto, sin que hubiera documentos, como antiguamente.

    Además estaba el tema de que si se fichaba ahora, dos años antes de los 18, aunque FIFA no se enterara, aquí la fiscalía estaría recopilando papeles para acusarles de impedir la competencia, de modificar los precios asegurandose que nadie pudiera optar al fichaje, y como apareciera un  billete de avión, o una estancia de hotel para ir a ficharlo o para firmar los papeles en Barcelona, se les podía caer el pelo.


     Y por si faltaba poco, si le pagaban algo al padre del jugador se consideraría en un juzgado traspaso y en el otro sueldo del chaval, y podían acabar en el banquillo todos los directivos, el chaval, el padre, el representante y hasta algun vecino  que se hubiera interesado por el tema o que hubiera acompañado al chaval al aeropuerto.

     Y ahí estaban las cosas cuando el Real Madrid intervino. Y una vez más le ganó por la mano al Barça. Ofreció, sin cortarse un pelo, 61 millones de euros por un chaval menor de edad, impidió que el chaval saliera a pública subasta, lo filtró a la prensa amiga(toda menos dos programas, y no os explico las razones de la amistad) y todos se felicitaron, miembros del palco incluidos, por el nuevo éxito de un club que es más agil que nadie, mas listo que nadie, y que tiene el dinero por castigo, pague o anticipe quien pague o anticipe, que esa es otra.

     Y alguno pensará: Seguro que el fiscal está recopilando la documentación, seguro que la FIFA está a punto de plantearse la posibilidad de analizar el tema, y seguro que en Hacienda andan como locos buscando algún resquicio para cuando el chaval aparezca por Barajas.

     O no

   

24 de abril de 2017

LEO, EL ESTILO Y LA IMPUNIDAD


     Sacó el Barça el coraje, la casta y se llevó los 3 puntos del Bernabeu, como les gusta a ellos, al final del partido, de forma agónica, cuando faltaban apenas unos  segundos, cuando ya saboreaban el título de liga.

     Fue una semana de despropósitos. Primero porque en un homenaje a la España profunda de Machado y al "vuelva usted mañana" de Larra los miembros del TAD no pudieron reunirse porque era festivo y tenían desconectados los móviles. Un esperpento impropio de un deporte que mueve miles de millones y que sigue en manos de unos cuantos amigos, ex socios del Madrid en algun caso, que cuando tienen que decidir les pilla mal, que el fin de semana está para disfrutar, o como mucho para ir al palco del Bernabéu a ver si sale algo interesante.

     Y en el aspecto deportivo, Luis Enrique le dio un baño táctico a  Zidane que empezó a perder el partido cuando sacó de titular a un renqueante Bale, que al lesionarse le hizo el mejor favor a los suyos, puesto que Asensio(que era nuestro, nunca se me olvida) es mejor que el galés y encima corre.

     Y los madridistas acabaron quejándose de la expulsión de Ramos, lo que demuestra que se creen impunes. Cuando entras de esa forma como el de Camas, con los pies a la altura de los tobillos rivales, y te quejas, es que se ha instalado en ti una sensación de impunidad, tal vez acostumbrado a que lo haces cada semana y nadie dice nada.

     Por eso Casemiro, semana tras semana hace 6-7 faltas de amarilla y nadie es capaz de expulsarlo, por eso Marcelo ve venir a Messi y le mete el codo en los dientes, porque es consciente de que nunca pasa nada, de que tienen una especie de bula como aquellas que el Papa concedía a los cruzados para que se les perdonaran los excesos.

     El Barça en la única falta que hizo Umtiti se llevó la amarilla, mientras los blancos campaban a sus anchas, mirando retadores a los rivales, amenazando con seguir pegando, hasta que a Hernández Hernández debieron decirle que acabaría alguien en el hospital, y decidió aplicar el reglamento y Ramos fue a la calle.

     La liga ha ganado en emoción, aunque el Real Madrid sigue siendo favorito porque depende de sí mismo, pero al menos, las 6 jornadas que les quedan, deberán poner toda la carne en el asador, y puede que la semifinal de Champions, con la terrible baja de Kassai, les haga dudar en liga y podamos aprovecharlo.

     Aun así, que el triunfo no nos haga perder la perspectiva. Este equipo sigue siendo frágil detrás, y el gol de James deberia hacer reflexionar a alguno, más acostumbrado a protestar en prensa que a correr en defensa, y ha de hacernos analizar para el año que viene. Seguir jugando con este sistema, con una defensa blandita incapaz de hacer una falta táctica, dependiendo siempre de la genialidad de Leo, es jugar a la ruleta rusa. Y en la Champions nos salió la bala que nos dejó en la calle.

     Pero del triunfo de ayer hay que disfrutar, aunque al final pueda no servir de mucho. De momento ha hecho saltar las alarmas en el Bernabeu, y deben de estar preparando la campaña de insultos desde la prensa y emisoras amigas(que son casi todas).

     Quedan 5 jornadas y habrá que ganar los 5 partidos por si acaso los blancos vuelven a tropezar, pero no parece fácil.

     Ahora echaremos la vista atrás y recordaremos los pinchazos ante el Alavés, los del Málaga, y el del Depor, que nos hubieran dado el título por méritos.

     Y nos acordaremos de ese gol que en terreno del Betis nos negaron, precisamente el árbitro de ayer, y sus ayudantes, o del penalti en Villarreal que Bruno cometió lanzándose a blocar un gol seguro.

     Vendrán tiempos en los que la tecnología impedirá las tropelías de siempre, y para esos tiempos hemos de estar muy preparados.

     De momento nos llega una semana feliz y con un hilo de esperanza.

     Y mientras esperemos que Leo siga cogiendo, cuando haga falta, su fusil.